La Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos de Castilla La Mancha ha presentado un documento con 12 medidas adicionales al Plan Covid19 de la JCCM que pueden servir para facilitar al autónomo el proceso de desescalada y retorno a la normalidad.

“Las propuestas que hemos enviado a la Consejería están orientadas a fomentar las actuaciones que los autónomos hemos y estamos adoptando para soportar la situación económica que la pandemia está provocando, para apoyar al comercio y fomentar la confianza de los consumidores, para inyectar dinero público en la micro economía y para desarrollar herramientas que permitan un retorno a la normalidad que preserve también el medio ambiente” comenta el Secretario General de UPTA CLM, César García.

Estas son las medidas propuestas por la organización: 

  • Campaña fomento del comercio circular. Con el objetivo de concienciar a la ciudadanía de efectuar sus compras en los comercios de proximidad más cercanos para conseguir revitalizar la economía desde lo local.
  • Campaña para fortalecer la confianza de los consumidores en el pequeño comercio o de cercanía. El objetivo de esta campaña es fortalecer la confianza del consumidor frente a los establecimientos de proximidad desde el punto de vista higiénico sanitario. Esta campaña debe servir también para informar a los establecimientos abiertos al público de sus obligaciones sanitarias y por otra parte para asegurarnos que las cumplen. PRL
  • Línea de ayudas para fomentar el teletrabajo. Si algo nos ha enseñado esta crisis es que el teletrabajo es una herramienta que puede servir para ahorrar costes empresariales, mejorar la conciliación de la vida laboral y familiar, responder demandas con más agilidad, potenciar la flexiseguridad y rebajar riesgos sanitarios.
  • Línea de ayudas para el diseño y fomento de nuevos canales de venta. Otra de las enseñanzas de esta situación de alarma es que, canales de venta rechazados por muchos sectores minoristas han servido para desarrollar una actividad que ha permitido al menos cubrir gastos en muchas ocasiones. La venta on line o bajo pedido, sin grandes plataformas que la sustenten, simplemente vía mail o Whatsapp, han permitido a muchos establecimientos subsistir.
  • Líneas de ayudas para fomentar el “delivery” con transporte de última milla. Son complementarias a las anteriormente mencionadas y permiten que los canales de venta a los que nos referimos sean completos. Desde el pedido hasta la entrega a domicilio.
  • Líneas de ayudas para el fomento de la digitalización. Las NNTT han sido imprescindibles tanto para el teletrabajo como para explorar nuevos canales de venta. Desde las más sencillas (incluidas en nuestros Smartphones) hasta las más complejas como las aulas virtuales, videoconferencias, herramientas de control de gastos y facturación, etc Las unidades económicas más pequeñas deben fortalecer su digitalización para poder salir airosos de la desescalada.
  • Líneas de ayudas para implantar elementos de seguridad sanitaria. Las instrucciones sanitarias tanto en la fase 0 como en la 1 y su prolongación en el tiempo suponen un gasto adicional que los autónomos deberán acometer con fondos propios. Mamparas, geles, mascarillas, señalización, cartelería, cartas digitales en bares y restaurantes, equipos de seguridad para los trabajadores, reducción de aforo, son elementos que suponen un sacrificio económico para el autónomo que sale de un cese de actividad de más de dos meses.
  • Flexibilidad en el acceso a licitaciones públicas. Por regla general, los autónomos, de forma individual no son capaces de cumplir con las condiciones económicas y técnicas que exigen los concursos y licitaciones públicas. Es necesario que las AAPP piensen en estos autónomos a la hora de publicar los pliegos de contratación, permitiendo el acceso bien fraccionando por lotes o bien potenciando la figura de las Agrupaciones de Interés económico.
  • Esfuerzo de las AAPP en inversión en obra pública. Aplicando el espíritu de la línea anterior, potenciar al máximo la obra pública para inyectar liquidez en la economía, liquidez que también repercutirá en sectores auxiliares al de la construcción, como el transporte, suministros, hostelería, etc
  • Potenciar el asesoramiento y la transformación de algunas actividades económicas. Lamentablemente muchas actividades deberán renovarse, buscando enfoques distintos a los que normalmente están acostumbrados. Crear una buena Red de Entidades Homologadas por el Gobierno Autonómico, que sirva para acometer este tipo de asesoramiento de una forma homogénea y que esté formada por Asociaciones, Sindicatos, Patronal, Centros de la Mujer, Ayuntamientos, Centros de Innovación públicos, etc.
  • Potenciar la formación sectorial. La formación sigue siendo imprescindible para el desarrollo económico de las personas autónomas. La oferta formativa actual no cumple con las necesidades sectoriales, ni en contenido ni en formato.
  • Acciones de apoyo a la internacionalización. La mayoría de los autónomos no tienen acceso ni herramientas para emprender una experiencia de exportación o de internacionalización. Vivimos en un mundo globalizado y es urgente buscar y explotar otros mercados en los cuales nuestros productos sean más competitivos en relación calidad/precio. Nuestros consumidores lo hacen con otros países.
  • Campaña “Retornar sin Contaminar”. Otro de los aspectos destacables de esta situación de alarma y su obligatorio confinamiento ha sido poder observar la rápida regeneración de la naturaleza y el medio ambiente. Hemos reducido contaminación atmosférica, hemos contribuido al cierre de la capa de ozono, la naturaleza ha rescatado espacios que les habíamos robado, etc. Sería el momento de lanzar alguna línea para facilitar proyectos innovadores de desarrollo sostenible, teniendo en cuenta que esta situación excepcional ha servido para demostrarnos que con algo de esfuerzo podemos contribuir al desarrollo sostenible.

 

Declaraciones: César García, secretario general de UPTA CLM. 657902239